Compartir en redes:

El movimiento eclesiástico ‘Vida Ascendente’, perteneciente a la pastoral de mayores, ha celebrado este fin de semana el I Encuentro Internacional de Mayores con un viaje a Fátima y Santiago de Compostela. El objetivo principal de este evento ha sido elevar una plegaria agradecida a Dios que no nos ha dejado de su mano durante este tiempo de pandemia. También se quiere visibilizar a tantas personas mayores que han sufrido y siguen sufriendo la soledad, el abandono de los suyos y el descarte por parte de una sociedad donde el individualismo hedonista se hace cada vez más fuerte.

Desde la organización se indicaba que “son muchos los que durante esta dura pandemia han marchado a la casa del Padre, muchos los que han padecido en su cuerpo la enfermedad, muchos los que se han sentido solos, abandonados, descartados en un mundo donde a menudo los más fuertes olvidan a los débiles. En este prorrogado Año Jubilar Compostelano no queríamos perder la oportunidad de seguir bendiciendo al Dios providente que cuida de sus hijos más vulnerables y de seguir gritando a quien nos quiera oír que los mayores no somos un problema, sino la oportunidad de seguir construyendo la civilización del amor”.

 

ECCLESIA ha podido hablar con el presidente de ‘Vida Ascendente’, Álvaro Medina, quien ha indicado que esta “es la primera salida después de la pandemia y solo por eso ya tiene su significado y su peso. Por fin los mayores podemos permitirnos el juntarnos y disfrutar juntos”.

Viviéndolo con pasión

Todos lo estamos viviendo con mucha pasión y con mucho agradecimiento porque ya hacía falta juntarnos para rezar, dar gracias.y mirar al frente con cierta tranquilidad. Ha sido todo muy impresionante. Tuvimos una vigilia que presidió Bernardito Auza, el nuncio del Papa y tuvimos la Misa del Peregrino en la Catedral de Santiago como colofón a esta primera salida post pandemia”.

Medina ha explicado que esta experiencia les ha hecho darse cuenta de que “este momento para los mayores es un momento que nunca se había vivido en la historia de la humanidad porque nunca antes había habido una sociedad con un número tan elevado de mayores. Eso significa muchas cosas y para nosotros nos toca afrontar muchas cosas de la vida sin referencias. Tenemos que aprender a asimilarlo y a mostrar al mundo las circunstancias tan novedosas que tenemos”.

Carta del Papa Francisco

El Papa Francisco ha enviado una carta al propio presidente en la que agradece la iniciativa y el esfuerzo para llevarla acabo. “Estos ancianos, en la larga vida que el Señor les concedió, dieron frutos de fe, esperanza y caridad porque permanecieron fieles junto a Él, en una espera perseverante y activa que les permitió estar abiertos y preparados para su visita, siendo de ese modo profetas y testigos de su presencia en medio del mundo. Que ellos sean también para nosotros ejemplo de confianza en las promesas de Dios, que ama a todos sus hijos, los sostiene en sus necesidades y atiende sus plegarias”.

 

(COPE – ECCLESIA)

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad